Mucha gente espera toda la semana para que sea viernes,
todo el año para vacaciones
y toda la vida para ser feliz.
Es una opción. Es el concepto que tienen algunas personas de la felicidad.
Seguro que has escuchado en más de una ocasión a alguien que te cuenta cómo desea que llegue el día de su jubilación, a quien suspira para que le toque la lotería y a muchos que están esperando las próximas vacaciones… Es un patrón bastante frecuente. Imaginar la felicidad como un regalo.
Pero la felicidad no es un regalo,  aunque en estas fechas navideñas te desee mucha felicidad, no podré regalártela…
Estudios científicos sobre la felicidad
Se publican muchos estudios sobre la felicidad, y aunque no todos poseen el mismo rigor, me gustaría citar algunos para destacar  sus conclusiones.
El neurocientífico de la Universidad de Wisconsin, Richard Davidson demostró a través de sus estudios que el esfuerzo y trabajar duro para conseguir un objetivo  activa emociones positivas y, lo que es más importante, suprime las negativas, como el miedo o la depresión.
Según la psicóloga de la Universidad de Stanford Emma Seppala, la felicidad no reside tanto en el tener o en mejorar el estatus social y laboral, como en el dar y compartir. Es decir, concluye que ser generosos con los demás incrementa los niveles de bienestar en tu vida.
El psicólogo estadounidense Roberto Zajonc dirigió uno de los primeros estudios sobre cómo afectan las expresiones faciales en nuestra psicología. El investigador sometió a un grupo de voluntarios a una prueba en la que debían emitir diversos sonidos fonéticos: cuando las personas pronunciaban una “i”, cuya expresión facial es similar a la de la sonrisa, se sentían mejor que cuando pronuciaban la “u”. Con ello, pudo comprobar el efecto de la sonrisa y llegó a la conclusión de que las expresiones faciales tienen una relación de causa efecto con ciertas actividades cerebrales relacionadas con la felicidad. En definitiva, sonreír ayuda a ser algo más felices.
Y, como última muestra de lo que dicen los expertos, me gustaría compartir las 12 claves para ser feliz que ha elaborado Leo Bormans, que se dedicó a recopilar la opinión sobre la felicidad de 100 expertos internacionales en psicología positiva y lo ha resumido en “El libro mundial de la felicidad”:

  1. Acepta lo que tienes.
  2. Disfruta de lo que haces.
  3.  Vive el presente.
  4. Elige ser feliz.
  5. Alimenta tus relaciones con los demás.
  6. Mantente ocupado.
  7. No te compares.
  8. Sé tú mism@.
  9. No te preocupes tanto.
  10. Organízate.
  11. Piensa en positivo.
  12. Aprende a ser feliz.

Podríamos citar más trabajos, pero las conclusiones siempre tiene un denominador común: la felicidad requiere que pongas de tu parte para conseguirla.
La felicidad no llega… debes ir en su búsqueda. O sea que
tú decides…
puedes escoger ser feliz porque es una decisión personal aunque, como ves, no es gratuita.
Si quieres ser feliz… sonríe y empieza a trabajar para conseguirlo.
No esperes a que te regalen felicidad,
por que la felicidad no es un regalo… es una conquista.
 

Feliz Navidad !